Bosque de Manglar

Bosque de Manglar

El manglar o Bosque de Manglar es la culminación de una sucesión ecológica en que dos ambientes físicos (marino y terrestre) interactúan con sus elementos bióticos (con vida) y abióticos (sin vida) logrando un equilibrio entre sus componentes.

Algunas costas tropicales están ocupadas por mangle y especies con plantas y árboles o arbustos de gran tolerancia a la salinidad y sustratos inundados cíclicamente. El mangle rojo Rhizophora mangle y el mangle té Pelliciera rhizophorae crece en nuestras costas sobre fondos marinos de poca profundidad; el primero se adhiere fuertemente al sustrato sumergido por medio de sus numerosas raíces adventicias o zancudas que se ramifican, el segundo tiene gambas que forman una gran base. Alrededor de éstas se acumulan materiales de diversa naturaleza: restos orgánicos, lodo, arena, que paulatinamente va elevando el fondo, disminuyendo así la profundidad.

Alcanzada esta etapa se instala sobre estos fondos, que casi emergen, el mangle negro Avicennia germinans, que emite una gran cantidad de neumatóforos (raíces respiratorias), entre las que acumulan: arena, hojas, otros restos orgánicos, que traen como resultado una mayor elevación del fondo hasta llegar a la superficie; en esta etapa se deseca el terreno y se mantiene firme, lo cual promueve la invasión de otras plantas como el mangle blanco Laguncularia racemosa quien al igual que el mangle negro tiene neumatóforos pero no emergen tanto de la tierra, y el último mangle conocido en Costa Rica Conocarpus erecta o mangle botoncillo. Esta es una forma natural de ganar terreno al mar, pero en el transcurso del tiempo que sucede toda esta sucesión; las raíces del mangle son un hábitat marino importante y poco común, las esponjas marinas, las ostiones, los corales, algas y otros organismos dependen de las raíces del mangle rojo una vez esta comunidad de invertebrados se establecen otras formas de vida más móviles como cangrejos, langostas, camarones y peces se suman a este importante ecosistema. El Bosque de Manglar es un inmenso criadero de especies marinas en sus primeras etapas, además de un nicho importante para especies adultas.

En la Costa Pacífica de Costa Rica se pueden ver el mangle rojo, el mangle té, los mangles negros, y el mangle blanco y raramente el mangle botoncillo. En la Costa Atlántica no existe el mangle té. En ambas costas a veces se ven dentro del Bosque de Manglar helechos, orquídeas y bromelias epífitas en los propios árboles de mangle.

La destrucción de los manglares en Costa Rica se debe principalmente a proyectos turísticos en las playas o por el desarrollo de la agricultura lo que siempre cambia la naturaleza del ecosistema marino circundante.



Comentar en Facebook

comentarios

Este sitio utiliza cookies. Conozca más sobre las cookies